Ni chicha ni limoná

Autor:
Víctor Jara
Testimonio de:
Joaquín Vallejos
Lugar y fecha:

Yo fui detenido en mi domicilio junto a un amigo de la infancia que habían ido a buscar primero. Mi familia pensó que él me había denunciado, cosa que no era cierta. Mi amigo no tenía nada que ver con política, sólo quería la paz y la libertad. Era un hippie muy comprometido con ayudar al necesitado. Los dos estuvimos presos en el cuartel Silva Palma, pero los interrogatorios y sesiones de torturas eran en la Academia de Guerra Naval de Valparaíso.

Allí yo escuchaba a las mujeres detenidas en la celda de enfrente (que seguramente estaban en peor situación que nosotros) cantar una canción que se me quedó grabada. Era aquélla que dice  “Ud. no es ná, no es chicha ni limoná”.  Este ejemplo de fortaleza y compromiso me ayudó a levantarme, olvidar el dolor físico y tratar de ayudar a los camaradas que estaban en peores condiciones.

Para mí esa canción que cantaron muchas compañeras de la U, dueñas de casas y trabajadoras, representa a la mujer chilena: fuerte, luchadora, comprometida, rebelde, pero también coqueta, femenina y cariñosa. Yo con el tiempo interpreté que era una forma de provocar a los guardias, que a veces parecían sufrir junto a los detenidos, pero no hacían nada.

Víctimas recordadas en este testimonio:


Publicado: 08 marzo 2015

Televisión Peruana, agosto de 1973.


Arrímese más pa' cá
aquí donde el sol calienta,
si usté' ya está acostumbrado
a andar dando volteretas
y ningún daño le hará
estar donde las papas queman.

Usted no es na'
ni chicha ni limoná
se la pasa manoseando
caramba zamba su dignidad.

La fiesta ya ha comenzao
y la cosa está que arde
usté' que era el más quedao
se quiere adueñar del baile
total a los olfatillos
no hay olor que se les escape.

Si queremos más fiestoca
primero hay que trabajar
y tendremos pa' toítos
abrigo, pan y amistad
y si usted no está de acuerdo
es cuestión de usté' nomás
la cosa va pa' delante
y no piensa recular.

Ya déjese de patillas
venga a remediar su mal
si aquí debajito 'el poncho
no tengo ningún puñal
y si sigue hociconeando
le vamos a expropiar
las pistolas y la lengua
y toíto lo demás.