593 resultados se encontraron para «Échame a mí la culpa»


Échame a mí la culpa

Canción de:
José Ángel Espinoza, alias Ferrusquillo
Testimonio de:
Marcia Scantlebury
Experiencia en:
« Siempre me conmovieron las canciones mexicanas. Y una de ella en especial. Por eso, mientras compartía una celda con Miriam, una chica joven de las Juventudes Comunistas que la DINA había detenido panfleteando en la calle, matábamos las horas en forma organizada para no dejarnos llevar por la depresión y la angustia de un destino que no conocíamos. »
[...]
« échame a mí la culpa de lo que pasa »
[Lee testimonio completo]

Candombe para José

Canción de:
Roberto Ternán
Testimonio de:
Amelia Negrón
Experiencia en:
« Estábamos en el Pabellón 1. A alguna de nosotras se le ocurrió la idea, no recuerdo quién. ¡Éramos tantas y nos pasábamos el día inventando y creando cosas! »
[...]
« Bendito lenguaje de señas, ¡mil veces bendito! Casi todas lo sabíamos y pudimos intercambiar nombres, mensajes, informaciones, datos… Todo esto mientras otras se desgañitaban pateando la pobre pelota que culpa ninguna tenía, para que las pacas* que nos cuidaban se rieran y siguieran el partido. Nunca se dieron cuenta de nada. »
[Lee testimonio completo]

La madre del cordero

Canción de:
Tito Fernández
Testimonio de:
Servando Becerra Poblete
Experiencia en:
Campamento de Prisioneros Chacabuco, 9 de noviembre  de 1973 - 10 de noviembre de 1974
« Este poema lo recitaba en el Estadio Nacional. Seguí haciéndolo en Chacabuco, por esta razón los compañeros me apodaban Venancio. »
[...]
« cuando la tenía a mi lao, »
[Lee testimonio completo]

Cómo hacer para darte una idea

Canción de:
Sergio Vesely
Testimonio de:
Sergio Vesely
Experiencia en:
« Esta es una de las dos canciones que escribí desde la prisión a mi amada Graciela Navarro. Es un intento de aproximarme a ella contándole detalles de lo que era mi mundo cotidiano y de lo que yo sentía viviendo la vida del cautivo. »
[...]
« a mi lado y en silencio. »
[Lee testimonio completo]

La López Pereyra

Canción de:
Artidorio Cresseri
Testimonio de:
Germán Larrabe
« Esta zamba* argentina fue la primera canción que se trató de montar con los ex chacabucanos en Puchuncaví, junto con los nuevos “puchuncas” que nos integramos. »
[...]
« Si yo pudiera tenerte a mi lado todo el día »
[Lee testimonio completo]

Amor

Canción de:
Sergio Vesely (música); Guillermo Núñez (letra)
Testimonio de:
Sergio Vesely
« Esta canción está basada en un poema escrito en el Campo de Prisioneros de Puchuncaví por Guillermo y dedicado a su compañera Soledad. De todas las canciones que hice estando preso esta es la única que no lleva letra mía. El motivo es muy humano y sencillo: Guillermo se me acercó un día para preguntarme si podía ponerle música a unos versos que él había escrito para cantarlos a su amada la próxima vez que ella viniera a visitarlo. A mí la idea me pareció tan original y me gustó tanto que decidí ayudarle. Tomé la hoja de papel con el poema, me lo llevé a mi celda en una de las cabañas vecinas y después de leerlo y releerlo varias veces me puse a componer esta canción. Es una pena, pero no me acuerdo si Soledad llegó a oírla alguna vez. »
[Lee testimonio completo]

Qué dirá el Santo Padre

Canción de:
Violeta Parra
Testimonio de:
María Cecilia Marchant Rubilar
Experiencia en:
Cárcel de Mujeres Buen Pastor, La Serena, septiembre de 1973 - enero de 1974
« Cantábamos canciones que estaban de moda en esa época. Cantábamos “Qué dirá el Santo Padre”, la parte que dice “Qué dirá el Santo Padre que vive en Roma… que le están degollando a su paloma…” a cada rato, por ejemplo cuando llevaban a alguien al Regimiento Arica, que era un centro de torturas. También cantábamos “La Golondrina”, que era muy simbólica, porque aún estando detenidas podíamos “volar”, nuestros pensamientos iban más allá de la cárcel… »
[...]
« Para mí la música es todo en la vida.  Es lo que me lleva todo el día. Mi mamá tocaba piano, uno de mis hermanos tocaba guitarra.  Yo no toco instrumento.  Tampoco canto porque tengo una voz horrible.  Cuando estudiaba Pedagogía Básica un profesor de música me dijo: “Cecilia, por favor no le cantes a los niños”. No se concibe el día sin música.  Para mí la música es andar todo el día con los audífonos puestos escuchando diferentes tipos de música. Si yo tengo que hacer el aseo yo me meto al computador y busco lo que quiero escuchar.  De repente me da por escuchar a Mercedes Sosa, o Quilapayún, o música clásica, o música más alegre. »
[Lee testimonio completo]

Run Run se fue pa'l norte

Canción de:
Violeta Parra
Testimonio de:
Ernesto Parra Navarrete
Experiencia en:
« Run Run… En el gran campo deportivo, ya estaba anunciándose un buen tiempo para el verano que se aproximaba. Nosotros, adoloridos por las torturas, hambrientos, ojerosos, malolientes, desgarrados, cansados de la incertidumbre de nuestro futuro, lo único que añorábamos era un soplo de fuerza, que nos permitiera hacernos sentir que aún estábamos vivos y que estaban presentes los sentimientos de nuestras ausentes compañeras. »
[...]
« un transbordo por culpa »
[Lee testimonio completo]

Libre

Canción de:
Nino Bravo
Testimonio de:
anónimo
Experiencia en:
Campamento de Prisioneros, Estadio Nacional, septiembre - noviembre de 1973
« Mientras esperábamos en las graderías para ser interrogado por primera, segunda o más veces, entonábamos "Libre " a aquellos que se formaban para ser liberados. "Libre" era una catarsis, mezcla de alegría por los que se iban y esperanza para los que nos quedábamos. Desgraciadamente la dictadura y sus esbirros civiles o militares la usaron para su propia propaganda. »
[...]
« Como el viento que recoge mi lamento »
[Lee testimonio completo]

Libre

Canción de:
Nino Bravo
Testimonio de:
Guillermo Orrego Valdebenito
« Esta canción es interpretada, en las graderías del Estadio, por un obrero de la fábrica Madeco: el Peineta Vásquez, ganador de un Festival de la Canción que se realizaba a nivel popular, en los momentos en que confluíamos desde las diferentes escotillas a tomar el sol, mezclados con mujeres de otros países, antes que estas fueran enviadas al sector de la piscina. »
[...]
« Como el viento que recoge mi lamento »
[Lee testimonio completo]